miércoles, julio 06, 2011

Perseguido

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
En 1987, año del estreno de Perseguido, Arnold Schwarzenegger tenía detrás títulos que habían funcionado francamente bien en taquilla pese a las malas críticas (la saga de Conan, Comando, Terminator). Pero sería ese mismo año que daría el salto a su época más dorada con taquillazos que reventaban las taquillas con la otra película que estrenó: Depredador.

Pero hoy no le toca a Depredador, si no a Perseguido, film dirigido por el mismísimo detetective Dave Starsky, el de la serie Starsky y Hutch. La cuestión es que Starsky, o mejor dicho, Paul Michael Glaser, su nombre real, no era el primer nombre que sonó para ponerse detrás de las cámaras. Hubo un baile de nombres entre los que estaban George P. Cosmatos (Rambo II, Cobra) o Andrew Davis (Código de silencio, El fugitivo), pero al final Glaser acabó adjudicándose la película pese a que su experiencia en el cargo se reducía a episodios de series y a un film bastante desconocido, La banda de la mano. Después su carrera no mejoró mucho, rodando truños del tipo Una tribu en la cancha o Kazaam, aquella en la que Shaquille O'Neal hace de genio de la lámpara.

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
Tampoco Arnie fue el primer candidato para el papel, teníamos por ahí a Dolph Lundgren o Christopher Reeve, pero en el momento que entró en la producción, el guión, al igual que en Desafío total, fue mutando hasta ajustarlo a su estilo.

Y para el resto del cast teníamos nombres bastante conocidos: Maria Conchita Alonso (Depredador 2), Jim Brown (Mars attacks!), Jesse Ventura (Depredador), Yaphet Kotto (Alien) y una minúscula aparición del hijo de Frank Zappa, Dweezil Zappa, y de Mick Fleetwood, el batería de Fletwood Mac.

Pero sin duda el que se llevó la palma fue Richard Dawson, que interpretó al malo de la película, Damon Killian el presentador del concurso. Dawson era un actor de segunda fila que alcanzó bastante popularidad en la pequeña pantalla norteamericana a mediados de los 70 gracias a un concurso familiar llamado Family Feud. Y esa es la gracia de su papel, que es una parodia de su rol en los concursos de tv. Es como si aquí el malo de la peli fuese Jordi Hurtado.

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
Nos encontramos en el 2017, donde tenemos el clásico futuro que roza lo apocalíptico y la televisión es una droga que mantiene a la población entretenida y sin pensar en sus verdaderos problemas. El programa número uno de la tv es El corredor, una variante de El malvado Zaroff, donde se deja a los concursantes, todos ellos criminales, en medio de una zona devastada por un terremoto en 1997. Su objetivo no es otro que atravesar la zona, con la dificultad de que una serie de "perseguidores" irán tras ellos.

A todo esto tenemos al amigo Arnie, que ha sido acusado de una masacre de la que él no es responsable y que, evidentemente, acabarán metiendo dentro del concurso.

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
Perseguido es una versión de la novela El fugitivo (The runnig man) que escribió un tal Richard Bachman allá por 1982. Para los menos eruditos en el tema no les sonará nada el nombre de Bachman, pero en realidad éste era un seudónimo del intocable Stephen King. Seudónimo que se sacó de la manga ya que en aquella época tenía una gran facilidad para escribir (según King El fugitivo lo escribió en 3 días) y con la intención de no saturar el mercado con sus libros prefirió editarlos bajo otro nombre.

La película no tiene absolutamente nada que ver con el libro. Con un guión obra de Steven E. de Souza, guionista habitual del cine de testosterona de los 80 (Comando, Jungla de cristal) y que llegó a dirigir algunos telefilms y episodios para tv, y tuvo el honor de dirigir su única película, la "inconmensurable" Street Fighter. La última batalla.

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
Como decía, la película y el libro se parecen como un huevo a una castaña. Apenas usan un par de nombres y poca cosa más, con lo que se podían haber ahorrado perfectamente los derechos del libro.
En la obra de King, Ben Richards (Arnold) es un tipo que no tiene donde caerse muerto, con una hija recién nacida y gravemente enferma y una mujer que se tiene que prostituir para conseguir algunos "nuevos dólares" para pagar las medicinas de la niña.
Richards solamente ve una posibilidad de conseguir dinero y es apuntarse al concurso de televisión. Pero aquí el juego no consiste en ir escapando en una zona cerrada, si no que tiene todos los Estados Unidos para ir moviéndose, con lo que al final nos encontramos un sand box a lo GTA San Andreas. Una de las cosas curiosas es que los de la tv le dan al concursante una cámara de vídeo y cada día ha de filmarse y dejar las cintas en un buzón de correos.
Luego hay un montón de diferencias más, como por ejemplo que Damon Killian no es el presentador del programa, si no el productor; que el protagonista va solo y apenas tiene compañeros; y que por momentos tiene cierto mensaje ecologista. O ese final que no se podría haber escrito después del 11S.

A mí, la verdad, es que el libro me ha dejado bastante frío. Aunque tiene detalles que me han gustado, como el que todo transcurra desde la perspectiva de Richards, con lo que nunca sabemos que están maquinando los malos, o que tiene cositas bastante durillas. Pese a todo, me ha parecido demasiado largo para lo que cuenta.

Aunque siendo justos siempre se ha comentado el posible plagio de King, ya que en 1958 apareció el relato corto The Prize of Peril de Robert Sheckley (el que escribiera el libro en el que se basa Condorman), y de la que existe un telefilm alemán, Das millionenspiel. El juego de los millones (1970), y una película francesa llamada El precio del peligro (1983), que básicamente sigue el esquema de concurso televisivo que se dedica a la caza del hombre.

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
"Volveré. Aquí está Subzero, ahora menos que cero. Sígueme semáforo. No mataré a una persona indefensa, ni siquiera a un marica sádico como tú."
Todas estas frases son las que va escupiendo el Chuache durante todo el metraje, luciendo una lengua afilada cargada de frases lapidarias que son más efectivas que las balas. Porque Perseguido pertenece a esa escuela del cine ochentero por excelencia, muchos músculos, muertes salvajes y un montón de explosiones.

Es por eso que el film es una pequeña joya super entretenida, con unos malos la mar de originales (¿Quién se puede olvidar de Subzero o de Dynamo?) y que además está en esa línea de crítica a los medios de comunicación siguiendo la estela de Network. Un mundo implacable o que años después veríamos en El show de Truman y en aquel bodrio que, casualidades de la vida, protagonizó Maria Conchita Alonso, El grito en el cielo de Dunia Ayaso y Félix Sabroso.

Aunque la verdad es que siempre me he preguntado qué podría haber salido de aquí si hubiera caído en manos de Paul Verhoeven, especialista en usar a los medios de comunicación, y en especial los anuncios de tv, de una forma cínica a más no poder (ahí están Robocop y Starship Troopers). Si los programas que aparecen en la peli, Los ejercicios del capitán Libertad o Trepando en busca de dólares, ya son la monda, en manos del holandés serían apoteósicos.

Perseguido, Arnold Schwarzenegger, Paul Michael Glaser, Maria Conchita Alonso
Para los despistados hay que decir que tengan cuidado con la edición patria del DVD, ya que, aparte de ser abominable, lleva un nuevo doblaje con el doblador habitual de Arnie en los 90, Ernesto Aura (en los ochenta esa labor era llevada a cabo por Hector Cantolla) y que no está a la altura del original.

Como curiosidad videoconsolera en 1990 apareció una máquina recretativa llamada Smash Tv de la mano de Williams. La historia nos trasladaba a un futuro 1999 en el que somos los participantes de un concurso televisivo y nuestro objetivo es ir matando a todo lo que se mueve en las diferentes habitaciones por las que vamos pasando, todo ello para conseguir el gran premio: la libertad.
El juego consiguió cierto éxito, con lo que aparecieron versiones para Nes, SuperNintendo, Megadrive, etc.

3 comentarios:

alcorze dijo...

Es esta una película relativamente mítica de los ochenta.

A mí me gustó en su momento y me sigue gustando ahora. Entre que Chuarche estaba en los altares de muchos y esa María Conchita Alonso con ese traje apretado la pelí nos tenía que gustar sí o sí.

Entre los friKings, o Lectores Constantes de Stephen King, entre los que me incluyo, es una película muy denostada por la, como bien dices, nula relación con el libro. En cualquier caso eso no es problema de quien hizo la película, sino del tito King que ha sacado pasta de sus obras hasta de debajo de las piedras sin importarle los bodrios y descuartizamientos que hicieran de sus novelas con tal de cobrar pasta porque apareciera su nombre.

Hace muchos años que no la veo y supongo que notará el paso del tiempo, pero yo creo que me seguiría gustando.

Si no recuerdo mal se hablaba de hacer un remake de esta película en la que seguiría particpando Arnold, en este caso supongo que en otro papel.

Un saludo!

J. Jara dijo...

Imagino que los cambios de la novela a la peli debió ser por 2 factores: que hacer que toda la acción transcurra por todos los USA hubiera exigido un presupuesto exorbitante y que, al igual que pasó en Desafío total, el que Arnie fuera el prota hizo que todo se adecuara a su estilo de películas,

No se hasta que punto King decide a quien se le vende los derechos de su obra o es cosa de las editoriales, pero, pese a que muchas de las versiones son malas, hay un buen número de adaptaciones (sobre todo las de principios de finales de los 70 y principios de 80) que son muy buenas.

Bajo mi punto de vista Perseguido aguanta muy bien el tipo 25 años después. Por ejemplo, Desafío total me parece que estéticamente se le nota más desfasada que Perseguido. Aunque a esto también ayuda que en la peli de Verhoeven tiene muchísimos trucajes y decorados más.

A todo esto, la saga de La torre oscura qué tal? Me la recomiendas?

Raiben dijo...

A mi me gustó tambien la película, hace muchos años que la ví y la encontré muy divertida y con muy mala baba, no sé que tal és el libro pero la pelicula me parece que está muy bien asi, no la volveré a ver poe si acaso pero un su epoca la tenia grabada en VHS y la ví unas cuantas veces.